viernes, 4 de noviembre de 2011

Bill Gates Llama a Líderes del G20 a No Dar la Espalda a Los Pobres del Mundo

* Informe Destaca Papel de la Innovación en la Expansión de Recursos para Desarrollo en el Futuro


El Bitachi/ CANNES, Francia, 4 de noviembre de 2011 - /PRNewswire/.- En un informe acerca de financiamiento para desarrollo divulgado hoy en la Cumbre del G20, Bill Gates, copresidente de la Fundación Bill & Melinda Gates, instó a los líderes a comprometerse con aumentar el fondo de recursos dedicados al desarrollo bajo riesgo de provocar un daño irreparable al sustento de millones de los más pobres.

Bajo estos conceptos subyace la idea de que la innovación puede multiplicar el impacto de los recursos destinados al desarrollo.

El informe de Gates, denominado "Innovation with Impact: Financing 21st Century Development" (Innovación con impacto: cómo financiar el desarrollo del siglo XXI) se presentó a jefes de Estado y de Gobiernos en Cannes, Francia, a solicitud del presidente del G20, el mandatario francés Nicolas Sarkozy.

"El liderazgo del G20 tiene una importancia decisiva, en especial en estos difíciles momentos económicos. Debemos construir a partir del progreso sin precedentes en salud y desarrollo alcanzado en la década pasada", sostuvo Gates.  "Debemos fomentar un progreso aún mayor en las décadas futuras para mejorar las vidas de los más pobres".

En su informe, Gates enfatiza la necesidad de que los países ricos mantengan su generosidad y cumplan con sus compromisos de ayuda al exterior –que en general corresponden al uno o dos por ciento de los presupuestos de sus gobiernos– al tiempo que procuran que la ayuda sea desembolsada de manera eficiente en áreas como salud y agricultura.

"Si los países que han hecho promesas las mantienen, se generará $80.000 millones al año a partir del 2015", señaló Gates.  "La ayuda bien diseñada disminuye la pobreza ahora y acelerar el avance de los países pobres hacia el momento en que ya no van a necesitarla".

Más allá de la responsabilidad de los países pobres, Gates comenta que las economías que emergen rápidamente y que están representadas en el G20 también cumplen una función que va creciendo en fomentar el progreso en el desarrollo.  En su informe, propone ideas para habilitar una transferencia más rápida de las innovaciones donde estos países son pioneros –en particular en áreas de salud y agricultura, como vacunas y semillas– para transformar las vidas de la gente pobre en África y más allá.

"En la década pasada, países como China, Brasil, México, Indonesia y Turquía han registrado un alza en las tasas de crecimiento y una notable baja en las tasas de pobreza. Son excelentes ejemplos de lo que podemos hacer y lograr", afirmó Gates.

Destaca que estos países, que tienen experiencias recientes en la disminución de la pobreza y enorme capacidad técnica, aportan conocimientos y habilidades únicas para crear innovadoras herramientas de desarrollo.

"Estoy particularmente entusiasmado con la posibilidad de las 'asociaciones triangulares' entre los países de rápido crecimiento, donantes tradicionales y países pobres, porque explotan las ventajas comparativas de muchos países distintos", señala Gates en su informe.

La semana pasada, la Fundación Gates anunció dos asociaciones: una con Brasil para compartir conocimientos especializados en agricultura, salud familiar y vacunas con países africanos, y otra con el Ministerio de Ciencia y Tecnología de China y empresas de esa nación para apoyar la investigación innovadora y el desarrollo y la manufactura de productos nuevos para la salud y la agricultura global.

El informe de Gates también señala una asociación entre Brasil, Japón y Mozambique que se orienta a ayudar a Mozambique para adaptar la soya, el arroz y otros cultivos a la sabana de Mozambique, que tiene un clima y suelos similares al "Cerrado" de Brasil.  Japón está ayudando a Mozambique a modernizar su infraestructura.

Gates enfatiza que se ha registrado un fuerte crecimiento en una serie de países pobres, que abarcan África Subsahariana.

"Por último, los recursos internos de países en desarrollo serán la mayor fuente de recursos para el desarrollo", según Gates, quien recomienda medidas que el G20 podría adoptar para ayudar a los países pobres a maximizar sus propios recursos para disminuir la pobreza.

Estas ideas contemplan dirigir la ayuda extranjera a la ayuda de países en desarrollo que tengan una mejor recaudación de impuestos sobre la renta, que podrían recaudar cerca de $20.000 millones al año según el PIB actual, y aumentar los requisitos de transparencia para las empresas mineras y petroleras.  Gates llama a los países pobres a concentrar recursos en prioridades que van a beneficiar directamente a la gente pobre, como salud y agricultura, e instó a los líderes africanos a cumplir las metas que se fijaron en la Declaración de Abuja, de dedicar al menos 15 por ciento de su presupuesto a mejorar la salud, y en la Declaración de Maputo, que llama a destinar un 10 por ciento de los presupuestos a agricultura.

El informe a los líderes del G20 también llama a adoptar maneras innovadoras de movilizar las finanzas del sector privado y motivar el crecimiento de este como una manera de recaudar fondos para el desarrollo. Las recomendaciones abarcan medidas como dejar los fondos de riqueza soberana disponibles para inversiones en infraestructura en países pobres, seguir reduciendo los costos de transacción para remesas de comunidades diáspora y utilizar mecanismos de recopilación (pull) en agricultura para fomentar la innovación en tecnologías agrícolas.

Gates también utiliza el informe para identificar nuevos flujos de financiamiento, mediante el direccionamiento de fondos desde un Impuesto de Transacciones Financieras, una Contribución Solidaria del Tabaco, y un impuesto al combustible de aviación y de caldera, para financiar el desarrollo y enfrentar el cambio climático.

"Con esta diversidad y dinamismo, el G20 es el organismo clave que puede reunir estos recursos, ideas innovadoras y liderazgos para lograr un mayor impacto en un nuevo mundo de desarrollo", dijo Gates.  "Si el G20 asume este desafío, confío en que podemos superar esta crisis económica y salvar millones de vida y sacar a millones más de la pobreza".

Para acceder al informe completo, vaya a: www.thegatesnotes.com/G20

Para un paquete de noticias multimedios, que incluye video clips del Sr. Gates, vaya a: Fundación Gates en The NewsMarket

La Fundación Bill & Melinda Gates

Guiada por la creencia de que cada vida tiene el mismo valor, la Fundación Bill & Melinda Gates trabaja para ayudar a todas las personas a tener vidas sanas y productivas. En los países en vías de desarrollo, se centra en mejorar la salud de las personas y darles la oportunidad de salir del hambre y la pobreza extrema. En EE.UU., busca asegurar que todas las personas, especialmente las que tienen menos recursos, tengan acceso a las oportunidades que necesitan para progresar en la escuela y en la vida. Con sede en Seattle (Washington, EE.UU.), la fundación es encabezada por el gerente general Jeff Raikes y el copresidente William H. Gates Sr., bajo la dirección de Bill y Melinda Gates y Warren Buffett.